I+GC Mobiliario

PROYECTO

Matías Imbern

Agustina González Cid

 

EQUIPO

Andrés Acosta

 

ASESOR

Carp. Manuel Cosgaya

 

FOTOGRAFÍAS

Arq. Walter Gustavo Salcedo

 

AÑO 2013

 

MEMORIA DESCRIPTIVA:

 

El proyecto es concebido como una negociación entre el ingreso de luz natural al espacio de trabajo y la materia producto de una capacidad de almacenamiento optimizada. Partiendo de la hipótesis que todo el espacio interior puede ser aprovechable como guardado de libros y demás materiales de trabajo propios de un estudio de arquitectura, el mismo se va horadando paulatinamente con el ingreso de la luz natural desde los 4 ángulos, como así también se adapta a la iluminación artificial proveniente del cielorraso. Estas operaciones de substracción del 'lleno' inicial se realizan con la asistencia de software paramétrico que permite ajustar y cuantificar en tiempo real la cantidad de materia a sustraer. El siguiente paso es dimensionar los distintos muebles y acomodar su geometría a la infraestructura preexistente, como así también a las distintas funciones de trabajo a desarrollar en el estudio. 

 

Para la fabricación también se emplean herramientas digitales que permiten la numeración y posterior identificación de las partes (todos piezas diferentes entre sí) al igual que el eficiente corte de las hojas de MDF por medio de CNC, dejando solo el montaje a ser realizado de forma manual a partir de dibujos axonométricos de encastre producidos por la computadora.

PROYECTO

Matías Imbern

Agustina González Cid

 

EQUIPO

Andrés Acosta

 

ASESOR

Carp. Manuel Cosgaya

 

FOTOGRAFÍAS

Arq. Walter Gustavo Salcedo

 

AÑO 2013

 

MEMORIA DESCRIPTIVA:

 

El proyecto es concebido como una negociación entre el ingreso de luz natural al espacio de trabajo y la materia producto de una capacidad de almacenamiento optimizada. Partiendo de la hipótesis que todo el espacio interior puede ser aprovechable como guardado de libros y demás materiales de trabajo propios de un estudio de arquitectura, el mismo se va horadando paulatinamente con el ingreso de la luz natural desde los 4 ángulos, como así también se adapta a la iluminación artificial proveniente del cielorraso. Estas operaciones de substracción del 'lleno' inicial se realizan con la asistencia de software paramétrico que permite ajustar y cuantificar en tiempo real la cantidad de materia a sustraer. El siguiente paso es dimensionar los distintos muebles y acomodar su geometría a la infraestructura preexistente, como así también a las distintas funciones de trabajo a desarrollar en el estudio. 

 

Para la fabricación también se emplean herramientas digitales que permiten la numeración y posterior identificación de las partes (todos piezas diferentes entre sí) al igual que el eficiente corte de las hojas de MDF por medio de CNC, dejando solo el montaje a ser realizado de forma manual a partir de dibujos axonométricos de encastre producidos por la computadora.